Person Pitch

Por: Daniel Molano Quintero
2015-04-29
9.5 Calificación de los oyentes.
Califique este disco:

Noah Lennox (Panda Bear) se mudó a Portugal en el 2004, este álbum es el resultado de sus primeros años lejos de su país de origen: en este tiempo se convirtió en padre, contrajo matrimonio y consiguió su independencia lejos de su casa y de su familia. Estos hechos biográficos se evidencian por todo Person Pitch. Comfy in Nautica y Bros son dos odas a la individualidad: la primera habla de hacer la cosas bien, de crecer y de arriesgarse por lo que uno quiere. La segunda es una canción de Lennox dedicada a su hermano, en la cual, sin dejar de decirle cuanto lo quiere, le pide madurez y espacio para sí mismo mientras trata de acoplarse a su nueva vida en Lisboa. En I’m Not, Lennox muestra su lado más sincero, pues con pocas palabras nos hace entender que no está listo para afrontar la paternidad.

Estilísticamente Person Pitch es un paso en una dirección muy diferente a la del álbum anterior de Panda Bear, Young Prayer, el cual fue escrito y grabado después del fallecimiento de su padre. Con un sonido y un carácter mucho más alegre y optimista que el de sus discos anteriores, Person Pitch avoca a The Beach Boys como su influencia más clara.  De acuerdo al cambio de atmosfera en su música, Lennox comenta: “También las cosas que me han pasado en los últimos dos años,  como casarme y tener un hijo, han tenido un impacto bastante profundo en el tipo de música que hago y en el tipo de temas que trato”.

Las letras de las canciones en este disco son increíblemente claras y sinceras: Take Pills es acerca de cómo su madre afronto y vivió la muerte de su padre y Ponytail, el gran y muy sencillo cierre de este disco, nos habla del deseo y apetito insaciable de Lennox de crecer y de mejorar día a día. Esta canción funciona como su conclusión después de reflexionar sobre temas que todos afrontaremos algún día como la paternidad, la individualidad, el crecimiento personal y el temor a lo desconocido.

Vale la pena mencionar que la mayoría de canciones de este álbum están basadas en loops de samples sacados de otras canciones. Es sorprendente como Lennox logra explorar y explotar este método con tanto éxito y competencia: por ejemplo con canciones de 12 minutos, como Bros y Good Girl / Carrots, completamente competentes, emocionantes e intrigantes con secciones contrastantes bastante claras.

Aunque es difícil recomendar canciones con esta longitud porque pueden ser difíciles de oír y de seguir con atención, lo hago. Pero más que una simple recomendación, le sugiero al oyente tomarse el tiempo de oír, analizar e interiorizar no solo estas dos canciones, si no todo este álbum, pues tiene un sonido muy auténtico y muy original, lleno de texturas y de matices increíbles, con letras claras y muy sinceras con las cuales muchos de nosotros nos podemos sentir identificados.